loader image

La Paloma FM 102.1

Los que dejan el gobierno por la campaña: un puzzle de cargos y la cuota política de fondo

La salida prevista de distintos jerarcas de la primera línea del gobierno para posicionarse de cara a la campaña electoral, algunos como precandidatos presidenciales y otros como organizadores de sus aparatos partidarios, abre la puerta a un cambio obligado de figuras en el Poder Ejecutivo, que incluye negociaciones a varias puntas para definir los sustitutos.

La casuística es variada. En algunos casos, los jerarcas salientes buscarán dejar a personas de su mismo sector. Pero otras situaciones pueden dar lugar a enroques por las posiciones en el Poder Ejecutivo a partir de la cuota política que el presidente Luis Lacalle Pou ha buscado respetar en los cambios de jerarcas, dijeron a Montevideo Portal distintas fuentes del oficialismo.

En cuanto a fechas, las circunstancias ubican los cambios en el gobierno en dos tiempos. Por un lado, a fines de octubre deberán dejar su lugar los jerarcas de los entes que busquen competir por cargos electivos, y que están inhibidos de hacer proselitismo, tal como indica la Constitución. En el caso de integrantes del gabinete, si bien no hay impedimentos constitucionales, Lacalle Pou ya dijo que la tarea de gobierno y la de hacer campaña son incompatibles, y en el Poder Ejecutivo manejan el mes de marzo como la fecha para la mayoría de los recambios.

El llenado de los cargos tiene también como trasfondo que varios de los puestos son claves en la gestión y, al mismo tiempo, se prevén como asuntos centrales de la campaña, como la educación, la seguridad, el empleo o la gestión de las empresas. Por tanto, quienes ocupen los lugares, además de no tener aspiraciones de ser electos, deben contar con expertise política para exponerse ante la opinión pública, señalaron las fuentes.

A su vez, estas definiciones se dan al mismo tiempo que empiezan a estructurarse las columnas de las agrupaciones para las listas, y las negociaciones por lugares con chance de llegar al Parlamento: todas piezas de un puzzle que no se verá completo hasta dentro de un buen tiempo.

Los que salen a la cancha

En la Torre Ejecutiva estará uno de los principales cambios, cuando el secretario de Presidencia Álvaro Delgado deje su cargo para ser precandidato por el Partido Nacional. El nacionalista ya trabaja en el armado de su comando, que tendrá como uno de los principales referentes políticos al actual ministro de Transporte y Obras Públicas, José Luis Falero. El rol del exintendente de San José es clave para tejer los acuerdos y sostener los apoyos en los distintos departamentos del interior.

Aún no está claro cuándo piensa Delgado pasar a jugar activamente en la arena electoral. Fuentes cercanas al jerarca dijeron que  “ni él lo tiene claro”, aunque  probablemente lo haga “después de fin de año”.

A su vez, analizaron las implicancias de que Delgado deje de hacer el trabajo que asume hoy como secretario de Presidencia, que en este gobierno tiene un peso equivalente a lo que sería un primer ministro. En ese sentido, consideraron que “no tiene urgencia ni apuro” y advirtieron que está enfocado principalmente en la gestión. “No podés estar en la misa y en la procesión”, apuntaron.

Un candidato natural para suceder a Delgado en el cargo es Rodrigo Ferrés, hoy prosecretario de Presidencia. Ferrés, abogado y de mucha confianza de Lacalle, podría desempeñarse en el rol con un perfil más bajo, dijo una de las fuentes, que también aseguró: “No va a haber grandes variaciones”. De todos modos, no hay resolución al respecto. 

Tampoco está claro si Falero, por la función que asumirá en la campaña de Delgado, dejará su cargo en el ministerio. En el oficialismo hay quienes ven innecesario que el ministro se aparte del Ejecutivo cuando, en rigor, su rol de ejecutor de obras públicas no parece incompatible con la tarea electoral porque no lo pone en eventuales aprietos, sino más bien lo contrario. 

El colorado Robert Silva, de Ciudadanos, dejará la Administración Nacional de Educación Pública en manos de su mano derecha, Virginia Cáceres, que es de Batllistas, al tiempo que el herrerista Luis Alberto Heber saldrá del Ministerio del Interior, y como su sustituto se maneja el nombre del actual número tres de la cartera, Nicolás Martinelli, que pertenece a Aire Fresco.

En el Ministerio del Interior la salida de Heber está prevista para el año que viene, entre marzo y abril. Fuentes de la cartera dijeron a Montevideo Portal que la determinación fue de común acuerdo entre Heber y el presidente Lacalle Pou, porque en materia de gestión de seguridad el secretario de Estado buscará concretar algunos planes que estaban previstos.

En cuanto a los nombres que están encima de la mesa para sucederlo, el que aparece con mayores “posibilidades” es el de Martinelli, actual secretario general de la cartera, y hombre confianza de Lacalle Pou. El informante adelantó que hasta ahora no han habido conversaciones formales con el jerarca, pero “sí es un hecho que suena fuerte”.

Por su cargo, Martinelli ha logrado tener una buena relación con todo el personal policial y administra recursos propios de la cartera, por lo que es uno de los que tiene poder de decisión sobre la gestión de seguridad. Si bien el jerarca no tiene el mismo perfil político que Heber, sí posee trayectoria a nivel partidario. “Hoy en día es como el CEO de la empresa: administra recursos y tiene buena relación con todo el personal”, agregó la fuente.

Heber volverá a su banca en el Senado y hará campaña por la precandidatura de Laura Raffo, la líder del nuevo grupo Sumar que integra la Lista 71. Según fuentes cercanas al actual ministro, aún no está definido qué lugar ocupará el jerarca en las listas del Herrerismo.

En tanto, el colorado Tabaré Viera, que busca ser precandidato de Batllistas —aunque en ese sector todavía esperan por una definición de Pedro Bordaberry—, tiene en sus planes dejar el Ministerio de Turismo en marzo, después de la temporada. En este caso, Batllistas buscará mantener ese lugar, dijeron fuentes coloradas.

Otro de los ministros que será precandidato es Pablo Mieres, líder del Partido Independiente.

Mieres tiene previsto dejar el Ministerio de Trabajo en los primeros meses del año que viene, aunque no antes de marzo, sino quizás en abril o mayo. Como el partido no tendrá competencia interna, se entiende que no es la misma situación que otros jerarcas que deberán salir más activamente a hacer campaña. Por otro lado, es seguro que el Partido Independiente seguirá teniendo un rol preponderante en la cúpula del ministerio, aunque no necesariamente seguirá ocupando la titularidad de la cartera —podría ser la subsecretaría. 

El que también se apresta a ser precandidato, tras recibir el apoyo de la Lista 15, es el presidente de Antel, Gabriel Gurméndez. El dirigente de origen “jorgista” fue designado como una persona de confianza del presidente, y en este caso no parece claro que el cargo deba mantener la cuota política.

En lo que respecta a Martín Lema, el ministro de Desarrollo Social ya anunció que el año que viene dejará su cargo para volver a la banca de Diputados. Después de que eso suceda, el secretario de Estado hará campaña por el Senado.

Sin embargo, tras la salida de Raffo de la Departamental del Partido Nacional en Montevideo, los blancos saben que deben buscar un nombre para presentar en los comicios de la capital. Y, en la interna del partido, algunos nacionalistas han propuesto que Lema sea el candidato a intendente.

En declaraciones públicas Lema ha dicho que ahora está “abocado 100%” al Ministerio de Desarrollo Social (Mides) pero, según pudo saber Montevideo Portal, el ministro es consciente de que su nombre se maneja como candidato a intendente. La fuente aclaró que, por el momento, no es una posibilidad que esté evaluando. “Se va a terminar de decidir cuando le hagan una propuesta formal y cuando salga del Mides”, agregó.

El ministro de Defensa, Javier García, espera lineamientos del presidente Lacalle para definir su salida de la cartera. La intención es dejar el cargo en los primeros meses de 2024, seguramente antes de marzo. Lo que es un hecho es que quien lo suceda en el cargo pertenecerá al Partido Nacional, dijeron fuentes políticas a Montevideo Portal, ya que Defensa es uno de los ministerios que Lacalle considera que el mandatario se “reserva” para personas de su estricta confianza —junto con Interior, Cancillería y Economía. No se ha conversado aún sobre quién podría quedar en ese lugar, agregaron las fuentes, y en esto es el presidente el que tiene la palabra.

Los subsecretarios, directores de entes y otros cargos

En Batllistas, dos de sus principales dirigentes —y hombres claves para el armado político del sector— tienen previsto abandonar sus lugares en el gobierno a fin de octubre. Por un lado, Julio Luis Sanguinetti dejará la vicepresidencia de UTE, al tiempo que Gustavo Osta saldrá de la Administración de Ferrocarriles del Estado, dijeron fuentes coloradas.

En el caso de Osta, el dirigente será promovido por su sector para ir a la Dirección Nacional de Telecomunicaciones, donde sí puede hacer campaña. En ese lugar, quien está de salida es Guzmán Acosta y Lara, que será precandidato por Viento de Cambio tras enfrentarse con la conducción del sector que lidera el expresidente Julio María Sanguinetti.

Desde Batllistas también analizan una salida de Pablo Ferrari de la Secretaría Nacional del Deporte. La participación de Ferrari como candidato a la Asociación Uruguay de Fútbol generó rispideces internas en ese organismo, liderado por Sebastián Bauzá, y ahora en tiendas coloradas ven una oportunidad para que sea designado en otra dependencia.

En cuanto al Ministerio de Industria, Energía y Minería, el subsecretario Walter Verri, también de Batllistas, todavía no trasladó una posición definitiva sobre su futuro a la cúpula de la cartera. En ese sector colorado también esperan que Susana Montaner deje OSE para competir por la diputación en Tacuarembó.

El subsecretario del Ministerio de Salud Pública (MSP), José Luis Satdjian, aún no tiene previsto si dejará su cargo antes de terminar el período. Fuentes cercanas al jerarca aseguraron que es un tema “a conversar” con el presidente Lacalle Pou. Por lo pronto, el integrante de Aire Fresco y cercano a Lema, hará campaña por una banca en el Senado.

Los subsecretarios están en una posición diferente a la de los ministros, debido a que tienen más margen para hacer campaña electoral sin descuidar la gestión, porque es el titular de la cartera quien está más expuesto.

Por su parte, el presidente del INAU, Pablo Abdala, dejará su cargo a fin de mes, al igual que el director de Ancap, Richard Charamello. En ambos casos, ingresaron al gobierno como dirigentes de Alianza Nacional bajo el liderazgo del exministro fallecido Jorge Larrañaga, pero ahora se plegarán a la nueva agrupación D Centro, que nuclea a distintos dirigentes que en su momento acompañaron a Larrañaga y ahora apoyan la precandidatura de Delgado.

En la misma situación que Abdala y Charamello está el presidente del Instituto Nacional de Colonización, Julio César Cardoso. Sin embargo, según fuentes nacionalistas, el jerarca todavía no trasladó una resolución sobre su futuro. Dentro de esa corriente larrañaguista, Washington Ribeiro tiene previsto seguir como vicepresidente del Banco Central del Uruguay y Gustavo Delgado en la Unidad Reguladora de los Servicios de Comunicación.

Otros cargos nacionalistas están en situaciones disímiles. Felipe Algorta, de la lista 40, quien se desempeñaba como director de UTE, ya renunció para hacer campaña. El presidente de la Administración Nacional de Puertos, Juan Curbelo, que también pertenece al sector y estaría obligado a renunciar antes de fines de octubre en caso de que quisiera hacer campaña, aún no ha tomado una decisión.

Miembros del Partido Independiente en cargos de gobierno, como Mónica Bottero en Inmujeres, Daniel Radío en la Junta Nacional de Drogas o Daniel Pérez en la Dirección Nacional de Empleo, en principio seguirán en sus cargos.

Los nombres de Cabildo

La situación de Cabildo Abierto es diferente a la de los nacionalistas, colorados e independientes, porque ningún ministro será cabeza de lista en la próxima campaña electoral, según contó a Montevideo Portal el senador y líder cabildante, Guido Manini Ríos. “No está previsto que, por campaña electoral, se vaya alguien del gabinete perteneciente a nuestro partido”, afirmó.

Hasta ahora, el único jerarca que anunció que dejará su cargo antes de fines de octubre es el coronel (r) Rafael Navarrine, que se desempeña como presidente del Correo Uruguayo. Manini Ríos dijo que Navarrine será líder de una agrupación en Canelones y estará en primera fila durante la carrera hacia los comicios nacionales. “Hasta ahora es el único caso”, añadió el legislador.

Ante la consulta de si alguno de los ministros puede llegar a ser compañero de fórmula, Manini Ríos respondió que “aún es muy temprano para hacer esas conjeturas”. “Primero deberemos atender la elección interna y ver de ahí qué surge. Pero las aspiraciones políticas de los ministros y subsecretarios de Cabildo no les impiden continuar en sus cargos”, concluyó el senador.

Con información de Montevideo Portal.

Scroll al inicio

Florencia Núñez

00:00
  • CANCIÓN DEL CAMARONERO 00:00
  • POEMA A LAS TRES 00:00

Florencia Núñez (21 de febrero de 1991) es una cantante y compositora rochense. Sus canciones transitan por el pop luminoso y optimista con guiños al indie y al folk. Con tres discos en su haber, «Mesopotamia», «Palabra clásica» y «Porque Todas Las Quiero Cantar: un homenaje a la canción rochense», se ha posicionado como una de las voces femeninas a seguir dentro de la música uruguaya.